BIENVENIDA TALLERES BíBLICOS SABOREAR LA FE VIVIR LOS SACRAMENTOS BIBLIOTECA ARCHIVO
    N° 51 OCTUBRE 2017 HOMILÍA DOMINICAL    
HOMILÍA DOMINICAL
PALABRA DEL MES
ALABAR CON HIMNOS
CELEBRAR CON SALMOS
ORAR CON LA BIBLIA
LEER A LOS PADRES
TESTIGOS DE CRISTO
AVENTURA ESPIRITUAL
PARA MEDITAR
TESORO DE LAS RELIGIONES
POEMAS E IMÁGENES


Domingo 3º durante el año

Botón homilético                                                                                                       Francisco Quijano OP

Domingo 3º durante el año (22.1.2017) Mateo 4, 12-23

● Mateo recrea un escenario espléndido para presentar a Jesús predicando la irrupción del reinado de Dios entre la gente. Usa un oráculo de Isaías de los años 730 aC que anuncia, contra toda expectativa humana, una luz de esperanza: el nacimiento de un hijo del rey Ajaz.

● Siglos después, este y otros oráculos de Isaías, serán usados por Mateo para anunciar la presencia de Jesús: él es Emmanuel, Dios-con-nosotros; él anuncia el Reinado de Dios, una luz que ha de guiar a la humanidad envuelta en oscuridad y confusión.

● ¿Qué luz es esa del reinado de Dios? Es Dios mismo, su presencia entre la gente. El llamado a la conversión es una invitación a recibir la luz de Dios que ilumina nuestro caminar; es acoger su amor por nosotros que transforma nuestras vidas.

● Esa luz y ese amor irrumpieron en los primeros discípulos: cuatro pescadores de Cafarnaúm en el Lago de Galilea, cuya vida dio un vuelco radical, dejaron sus barcas, redes, familias para seguir a Jesús.

● De inmediato, el reinado de Dios se manifiesta en el trato que Jesús tiene con la gente: recorre sus caseríos, predica en sus sinagogas y, sobre todo, cura toda enfermedad y dolencia. El Reinado de Dios es una recreación íntegra de las personas y su vida.

⦁ Kim Ki-chang (Seúl 1913-2001) Jesús llama a sus primeros discípulos. De la serie sobre la vida de Cristo, 1950-1953

 

 

Claves para la homilía                                                                                                     Julián Riquelme OP

◙ ContextoPalestina, año 30: Jesús inicia su evangelización en Cafarnaúm, que está en una región más poblada. Nazareth era una pequeña aldea. ► Antioquía (Siria), año 80: Jesús cambia el método misional: El Bautista predicaba en el desierto; el Nazareno lo hace en las ciudades y en los poblados.

◙ Sentido El Evangelio presenta "El comienzo de la predicación del Señor". El texto es un resumen de toda la actividad de Cristo. El trozo bíblico puede dividirse así:

● Traslado de Jesús desde Nazareth hasta Cafarnaúm (Mt 4,12-16). Cristo deja Nazareth, y se establece en Cafarnaúm. Motivos: 1) No teme a Herodes Antipas, que ha arrestado a Juan Bautista; 2) El Maestro cambia el lugar y la metodología de la misión: como se dijo, el Bautista predicaba en el desierto, el Nazareno evangeliza en la tierra donde están los poblados; el Precursor parece convocar a las masas, a todo el pueblo (cf. Lc 3,21), Jesús opta por las comunidades o grupos; para oír a Juan la gente debía desplazarse a lugares despoblados, para escuchar a Cristo las personas pueden recibir su enseñanza en las sinagogas de ellos: Él desea “renovar la vida” de los olvidados y marginados de la sociedad. Para Mateo, se está cumpliendo una antigua profecía, que asegura la llegada de la luz a los gentiles o paganos, representados en la "Galilea de las naciones" (Is 8,23-9,1). - La misión del Maestro y de sus seguidores no puede reducirse sólo a Israel: porque Dios quiere que todos los pueblos y grupos humanos, desde sus culturas, esto es, desde sus esquemas de vida, puedan ver la luz y experimentar la llegada del Reinado de los Cielos, liberándose de las tinieblas.

● Llamamiento a una vida bajo el Señorío de Dios (Mt 4,17). “Conviértanse”: El primer significado del hebreo “shub” es “cambiar de ruta”, y del griego “metanoeô” (“metanoeo”, de donde viene “metanoia”) es “cambiar de opinión”; la “conversión” entonces exige un cambio radical en las relaciones con los otros: convertirse es rectificar la dirección, cuando me he dado cuenta de que me he desviado del camino de la humanización. “El Reino de los Cielos está cerca”: A los judíos les resultaba violento emplear la palabra “Dios”, por eso usaban la expresión “los Cielos”. El centro de la predicación de Jesús fue el “Reino de los Cielos”; según el Nazareno, Dios quiere instaurar su Reinado a favor de todos los seres humanos, ahora, en el presente. Sería mejor traducir esta realidad por “Reinado de Dios”. - Mientras no cambiemos la idea de un “dios todopoderoso” por la de “Dios Amor”, será imposible entender el mensaje de Jesús, porque el Reino no está en un lugar, sino en nuestro interior.

● Vocación de los primeros colaboradores (Mt 4,18-22). El Señor reúne a un grupo de discípulos como testigos del Reinado de Dios y continuadores de la misión universal. Llama la atención la prontitud y disponibilidad de los colaboradores para abandonarlo todo. “Jesús recorría toda la Galilea”: El Reino empujaba a Jesús a darse a los demás. - Dios ha estado siempre inundándolo todo; con la venida de Jesús lo que ha cambiado es la toma de consciencia de esa realidad y la actitud de los seres humamos ante ella; la misión de los colaboradores de Jesús es propiciar la aceptación del Reinado de Dios, esto es, ayudar a tomar consciencia de que esa realidad de Dios está en mí, lo cual me lleva a rectificar mi práctica.

⦁ La pesca milagrosa – Mosaico de la Basílica de San Aplinar el Nuevo, Rávena, Italia

 

 

 

 



www.adorarenespiritu.org

Fr. Francisco Quijano O.P.
http://www.adorarenespiritu.org